Escrito por Daniel Ferraro
Categoría:

Modulo escritos técnicos

NORMAS PARA LA DESINFECCIÓN DE POZOS Y CAÑERÍAS

 USO DE AGUA LAVANDINA CONCENTRADA CON UNA CANTIDAD DE CLORO DE 80 GR/LITRO

 

DESINFECCIÓN DE POZOS EN USO

Introducir al pozo , a través del caño, la cantidad de solución desinfctante preparada así:

En un balde introducir un (1) sachet y medio de agua lavandina concentrada (300 ml) más 10 lts de agua. Bombear y esa agua bombeada introducirla nuevamente al pozo, así sucesivamente hasta percibir la presencia de cloro a la salida de la bomba; luego se cierra el sistema y se deja por 24 hs. Luego bombear, dejar correr el agua bastante tiempo ,hasta quedesaparezca el olor a cloro.)

 DESINFECCIÓN DEL TANQUE

 Vaciar completamente el tanque, cerrando la llave de paso, a fin de evitar reabsorciones. Rasquetear las paredes eliminando toda la suciedad acumulada. Blanquear con lechada de cal, a la que de agrega 2 kg de Sulfato de Cobre, disuelto en la menor cantidad de agua posible, por cada 10 kg de cal utilizada para preparar la lechada.

 Dejar secar, llenar el tanque con 250 litros de agua más un (1) sachet de agua lavandina concentrada (200 ml) ó bien un (1) litro de agua lavandina común en botella.

Dejar actuar 6 horas.

 

Eliminar el agua de cloro, y lavar con abundante agua. Aplicar esto, en proporción a la capacidad del tanque.

 

DESINFECCIÓN DE CAÑERÍAS

 

Se debe llenar el tanque con 250 litros de agua más un (1) sachet de lavandina concentrada (200ml).

Abrir las canillas hasta que el agua de salida indique la presencia de cloro.

Cerrar todas las canillas y dejar actuar por 6 hs.

Después de ese tiempo se elimina la solución desinfectante, dejando correr agua hasta que no se perciba la presencia de cloro.

 

REPARACIONES

 

Cuando sea necesario hacer reparaciones (cambio de canillas, sopapas, etc.), es conveniente sumergir el material a emplear en una solución de cloro de la misma concentración que la anterior.

Laboratorio de Microbiología, Química y Seguridad, Castelar. Dres Hugo de La P. Avila y Alberto A.L. Adamoli.